Negocios en tiempos de virus

Me resistía a escribir sobre el famoso coronavirus que, desde China, parece aterrorizar a todo el mundo. Ya se escribe mucho, en todos sus aspectos, pero me insistieron. Voy a comentar algunas cosas que veo y oigo, pero no voy a hacer predicciones.

negocios-china-virus-formacion
el coronavirus detectado en Wuhan se ha convertido en el “tema” del año, de momento

Aunque escribo sobre aspectos de los negocios en o con China, también comentaré aspectos prácticos de la vida que afectan a gente que conozco.

La gestión de la incertidumbre

Creo que, como extranjera, no estando en Wuhan o en alguna otra ciudad cerrada, si no tienes planes para marcharte de China, no hay demasiadas buenas razones para irse. Pero, estando fuera, no hay demasiadas buenas razones para volver. Claro que, al final, depende de tu trabajo. Y, ahí, cada uno es cada uno.

Muchos extranjeros son profesores, y están afectados de manera diferente a la de los profesionales que trabajan en empresas. Los colegios, universidades, escuelas y academias, abrirán sus puertas más tarde. Los niños están estudiando online en Wuhan. Cada provincia decide ese tema con sus fechas.

Entre los problemas que plantean los profesores extranjeros en China está el de su sueldo. Los profesores temen no cobrar mientras no trabajen. Aunque el gobierno chino ha dado alguna indicación y los derechos están claros, en la práctica muchos van a tener que discutirlo.

En muchas empresas los trabajadores han empezado a trabajar desde casa, pero no pueden hacer visitas a clientes o proveedores. Y, a veces, las visitas son necesarias para algunos negocios, es como se crea la confianza para que el cliente firme. No se sabe cuánto durará esta situación.

Aunque ahorran tiempo de desplazamiento y pueden comer en casa, muchos se aburren con esa nueva forma de trabajo. Otros que trabajan por su cuenta tienen poco que hacer. Muchas otras empresas no pueden operar, está todo muy parado. Las opciones frente al aburrimiento pasan por ver tv, jugar con el móvil, hacer el payaso en red, intentar hacer algo de ejercicio o dormir.

negocios-china-formacion-tecnologia
foto de Wuhan de noche enviada por un vecino

Hay gente que sale a dar una vuelta, sobre todo en días más soleados, pero la consigna del gobierno es permanecer en casa y salir lo menos posible. En Wuhan les dejan salir cada 3 días, sólo a una persona de cada familia, que debe estar registrada. Un antiguo vecino mío que se mudó hace poco a Wuhan con su familia se gastó hace nada 1.000 RMB en el Walmart. Encontró casi todo lo que buscaba. Llevaba una semana sin salir de casa. Su hijo tiene las clases on line y él trabaja en casa. Hace mucho frío y ha estado nevando.

El caso es que se pueden hacer pocos planes. Casi todo está cerrado, los contagios aumentan, como las muertes y los casos de sanados.

Las empresas no pueden funcionar al 100%, así que los pedidos no salen. Hay que tener en cuenta que, cada año, tras el año nuevo chino, muchos trabajadores no vuelven a las fábricas. Encuentran trabajo en sus lugares de origen o deciden ir a otra parte. Las fábricas tardan un tiempo en volver a estar en pleno rendimiento porque necesitan nuevos obreros. Con la situación actual, de extensión de las vacaciones y retraso en la vuelta a las fábricas, la producción se resiente más que otros años. Ya sale en las noticias cómo esto afecta a empresas de todo el mundo.

mascarillas-hongbao-chino-negocios-China
la mascarilla se convirtió pronto en objeto de deseo

Cuando se inició la guerra comercial entre EEUU y China, muchas empresas extranjeras empezaron a plantearse la búsqueda de proveedores alternativos en otros países para evitar los aranceles. No era fácil, porque China ya tenía su experiencia en el trato con clientes internacionales y muchas empresas chinas son proveedores fiables, serios. Ahora, vuelve a comentarse lo mismo. Y, como entonces, no es tan sencillo encontrar alternativas equivalentes en el Sudeste asiático.

El aislamiento

Las familias se quedan encerradas en casa como nunca antes. Tienen televisión, internet, móviles, pero pasan más tiempo juntas. Es interesante como fenómeno sociológico. Muchos niños viven habitualmente internos en colegios, ahora están con sus padres. Toca reencuentro de verdad, sin las presiones por los estudios y el trabajo que ha habido. Es una especie de parón vital.

También hay gente sola en casa, en ocasiones incapacitada. Y animales solos, cuyos dueños no han podido volver a casa. Mucha gente debe enfrentarse a sus temores en soledad. Se afronta llamando a los amigos o escribiendo en blogs.

Como la gente tiene miedo a salir de casa, muchos supermercados y restaurantes proporcionan el servicio a domicilio o ponen tiendas móviles a la puerta de los condominios. Hay que vender y la gente tiene que comer. Se adapta el modelo de negocios.

El humor

Incluso en situaciones así de excepcionales, los chinos le hacen hueco al humor. En videos, en chistes, gifs… Este año por San Valentín, el mejor regalo era un ramo de mascarillas.

humor chino negocios en China
el mejor regalo este San Valentín

Queda por comentar la gestión de la crisis, por autoridades y empresas, por particulares, el sentimiento nacionalista, el halago desaforado y las críticas furibundas de extranjeros, las dudas y las oportunidades. Eso, para el próximo artículo.

 

Si te ha gustado el artículo te invito a suscribirte a nuestro blog para recibir nuevo contenido cada semana. Compártelo con quien creas que puede estar interesado. Si quieres que hablemos de algún tema concreto, propónnoslo. Y, si quieres hacer algún comentario, déjalo por favor más abajo. ¡Bienvenido a compartir tu experiencia!

Puedes seguirnos también en:

www.facebook/hispanoasian

https://twitter.com/hispanoasian

Youtube

Instagram

 

Reconocimiento facial, en China y no solo en China

¿Os gusta el reconocimiento facial? ¿Os lo habéis encontrado mucho por ahí?

A finales de noviembre volvió a celebrarse en Changsha una nueva edición del Foro Comercial y Legal Internacional. Y yo me volví a apuntar, aunque con otras expectativas distintas de las habituales, así que, finalmente, fue divertido porque vi a viejos conocidos y conocí gente nueva, básicamente extranjeros. No éramos tantos occidentales, y la comida no era ninguna maravilla (raro en China) pero en estos eventos no es tan importante.

negocios con China reconocimiento facial formación negocios China
foro en Changsha donde se utilizó el reconocimiento facial en la acreditación

La cuestión es que me había inscrito en la web, tal como me habían pedido, pero no me habían confirmado nada. Luego, hablando con la organización directamente, sí que empecé a recibir los mensajes en el móvil (en chino) con los datos del evento. Parecía ya apuntada.

Llegué el día en cuestión con tiempo para la recogida de la acreditación y la bolsa y buscar mi sitio (no sabía si me habían asignado uno a mi nombre o no) y, a distancia vi a otro participante registrándose y con su foto grabada en una pantalla. Vaya por Dios, nos fichan como en los aeropuertos…

formación a empresas negocios con China reconocimiento facial
pantalla de registro con reconocimiento facial

Me acerqué estando todavía él allí delante y, de repente, vi la foto que uso en linkedin y que les había pasado el año anterior puesta en esa pantalla después ver mi cara con abrigo y gorro. Y dije… “Esa soy yo”…Y me dijeron, en inglés: “Facial recognition”.

Vamos, que antes de pegarme a la mesa, la cámara de aquella pantalla me había distinguido a distancia con gorro y todo y me había emparejado con la foto, un poco lateral, que ya tenían mía. Y, a mí, estas cosas no me gustan. Hay gente encantadísima con el reconocimiento facial, con pagar con la cara, con que las máquinas y escáneres y sistemas te detecten para abrirte la puerta o desbloquear lo que sea, pero yo no.

En mi último viaje a España, en el aeropuerto de Madrid, tenía también la opción de embarcar en el siguiente vuelo por reconocimiento facial. Mi autopregunta de estupefacción fue “¿Aquí también? (taco)”. Me fui a hacer cola con las docenas de personas tan poco modernas como yo que no utilizaron esa opción.

formación a empresas negocios misiones comerciales China
reconocimiento facial también en España

Tampoco me gusta cuando me escanean el pasaporte y me “reconocen la cara” al llegar a España. En China me cogen las huellas con máquina y el agente compara la foto del pasaporte con mi cara. En algún punto también me graban o fotografían.

Investigando en internet, resulta que Iberia lanzó su aplicación para el fast-track con el reconocimiento facial en el aeropuerto para probar en un par de destinos, según la propia web de Iberia y lo explica además muy bien por si quedan dudas en el modo de usarlo.

Luego resulta que los criminales saben cómo viajar con identidades y pasaportes falsos, en vuelos regulares o no.

Unas conclusiones

Hay tecnologías imparables y China no va detrás en muchos casos, aunque a algunos les parezca que sí. Esto supone que, a la hora de vender en China, hay que llevar los deberes hechos. No les podemos ir presentando algo super novedoso en casa que a lo mejor hace 2 años que se utiliza en China, de la misma manera, o parecido, o hasta mejor.

Hay que superar ya la idea de que China es un gran mercado. China puede ser un mercado, pero, más probablemente, puede ser un competidor, un vendedor o un rival peligroso. China es lo bastante grande y compleja como presentársenos en todas estas situaciones.

A veces, y como he dicho en otras ocasiones, no tiene por qué ser mejor que lo nuestro, pero si a ellos les vale y lo nuestro tiene sus pegas… hay que andarse con ojo.

Por ejemplo, nuestra solución puede ser estupenda, pero necesitar adaptación de idioma, para empezar, y de cultura, para seguir. Muchos chinos, y empresas chinas dicen que somos muy lentos, y suele ser verdad, AUNQUE también es cierto que para ellos es muy fácil meter prisa. ¿Por qué? Me lo encuentro muy a menudo. Quieren algo y te hacen buscarlo, adaptarlo y con un coste de tiempo o esfuerzo o dinero muy grande y luego… ¿para qué? Para probarlo con cuatro gatos, para iniciar una nueva línea de negocio si parece que pueden ganar dinero… A ellos no les cuesta meter prisa, pero a nosotros sí nos supone un coste alto. Por ello hay que considerar cuidadosamente dónde nos metemos y por quién apostamos en China como socio.

China es grande, compleja, y no va a cambiar. Somos nosotros los que nos tenemos que adaptar al cliente que buscamos, en China o donde sea. Eso sí, China tendría que hacer lo mismo fuera y nosotros deberíamos ser lo suficientemente asertivos y fuertes para hacernos valer. Nos va la vida en ello.

Si te ha gustado el artículo te invito a suscribirte a nuestro blog para recibir nuevo contenido cada semana. Compártelo con quien creas que puede estar interesado. Si quieres que hablemos de algún tema concreto, propónnoslo. Y, si quieres hacer algún comentario, déjalo por favor más abajo. ¡Bienvenido a compartir tu experiencia!

Puedes seguirnos también en:

www.facebook/hispanoasian

https://twitter.com/hispanoasian

Youtube

Instagram

La policía vino a mi casa

Hace unas semanas (concretamente el 11/11), un rato después de llegar a casa, sobre las 9 de la noche, llamaron a la puerta. A mi casi nunca me llama nadie a la puerta. Como llevaba poco tiempo viviendo en el piso y eran aquellas horas… más vale abrir y enterarse.

negocios con china formación empresas
la mujer policía china que llamó a mi puerta

Sorpresa. Era una mujer, de la policía, pero vestida de paisano, que se identificó y quería confirmar quién vivía en el piso. No voy a dar detalles de cómo llegué yo a este piso, pero tenía que preguntar al titular que les constaba, que vive en el mismo edificio y supuestamente tiene 3 pisos a su nombre en el edificio.

Costaba entenderla porque, cuando los chinos no están acostumbrados a hablar con extranjeros, no hablan precisamente despacio ni un mandarín muy estándar. Lidiamos con eso cada día.

El caso es que salieron varios temas… Va a los domicilios a esas horas porque es cuando la gente está en casa. Su comisaría está realmente muy cerca, “walking distance” desde mi casa, y no hace falta que vaya a la que es un poco más grande (paichusuo 派出所) porque me lo hacen en la suya. Me deja el nombre apuntado en un papel para que vaya al día siguiente. Me ahorra un paseo en bus hasta la grande.

Para quien no lo sepa, los extranjeros que llegan a China deben registrarse en la paichusuo correspondiente al domicilio en las primeras 24 horas de su llegada. Hay que llevar el pasaporte, y el billete por si acaso. A mí me suelen preguntar a qué hora llegué. El billete ayuda. Yo no me enteré de esto hasta que me puse a vivir en China con permiso de residencia y trabajo. La alternativa es el hotel. Los hoteles que aceptan extranjeros comunican los datos a la policía. Si uno se aloja en casa de amigos, son ellos los que en principio deberían registrarnos en la policía.

Como digo, se hace sólo al llegar de fuera de China en las primeras 24 horas, pero recuerdo que, una vez, me contaron de la bronca que le cayó a un español por no registrarse viniendo de otra provincia. Creo que alguien le buscaba problemas. Yo sólo me registro cuando llego del extranjero (incluido Hong Kong) y si no tengo manera de saber cuál es mi comisaría correspondiente, me alojo en un hotel y mano de santo hasta mi próxima salida.

El caso es que como esta mujer policía tenía que hablar con el supuesto titular, y no contestaba los mensajes de wechat, le dije que podíamos intentar llamarle, y que ella hablara con él. Yo ya le había escrito y en algún momento vería los mensajes. Dicho y hecho, utilizamos mi teléfono para llamar al titular oficial del piso, que algo le dijo sobre los 3 pisos y quién vivía en ellos (no precisamente quién, de cara al dueño de los pisos, tenía que vivir allí, por ser para “foreign experts”.

formación a empresas negocios con China trámites
la agente de policía llama por wechat con mi teléfono

La señora quedó contenta con mi cooperación y me invitó a ir a su oficina. Yo le había dicho que tenía pensado ir precisamente al día siguiente a la paichusuo, así que si no me hacía falta más que ir a la suya, allí estaría sobre las 10 de la mañana.

Fui, pregunté por ella, y las otras me miraron con cara de ¡oh, una extranjera! (lo habitual) y me hicieron las típicas preguntas para extranjeros que hace cualquier chino: cuánto tiempo llevo en China, en Changsha, qué bien hablo chino (les saco del error cuando creen que lo he estudiado en China), y ¡por fin!, al hablar de la comida (sagrada para un chino), me dijeron dónde podía encontrar la receta de coliflor que tanto me gusta. Saqué algo en claro, gracias a Dios, porque el resto… para nada servía.

Resulta que para renovar nuestros permisos de residencia y trabajo debemos aportar el registro del domicilio emitido por la paichusuo. Y esta pequeña comisaría no emite ese formulario. Apuntaron varios datos en una simple hoja de papel, tipo nacionalidad, documento, número de pasaporte, nombre de la empresa… y yo se lo rellené allí mismo. Pero ellos lo enviarían a la paichusuo de verdad y no me iban a dar el documento. En ese momento no me importaba. Cuando lo necesite será el año que viene, y, como habré salido de China antes, ya sé que la próxima vez, tengo que ir a la verdadera paichusuo si quiero conseguir el formulario.

formación a empresas negocios en China tramites policia
acreditación de la policía china

Unas conclusiones

Ten una asociación en el extranjero y regístrala en China para pedirle dinero y favores a las distintas administraciones chinas.

Di lo que sea para que te apoyen, luego ya se verá si lo cumples o no. Si eres chino, no pasará nada, estás aprendiendo. Si eres extranjero, mejor no hagas nada de esto.

Hay que hacer un montón de trámites que nunca son cortos, como las distancias. Algo que está a una hora, es cerca. Entre ir, hacer y volver echas medio día. Y reza para no tener que volver otro día.

Hay mucha gente en China, y con el control que hay que hacer, al menos en Changsha, yo veo muchas pequeñas comisarías o puestos policiales a las entradas de condominios y algunas empresas grandes. Muchas veces parecen vacías, pero tienen las fotos del encargado en la puerta. Luego quizás no hagan nada, pero ahí están.

Con la policía no me puedo quejar. Creo que sólo han venido a mi casa 2 veces, aunque me han llamado alguna también. Los hombres que vienen de según que países reciben más visitas y llamadas, les piden el pasaporte, etc. Según de dónde seas, así te tratan, y no es fácil ser de según qué sitios en China.

Los condominios también pueden organizar con la empresa gestora todo tipo de actividades invitando a la gente a participar: limpieza, análisis médicos, etc. El control no se hace solo con la policía.

Y, vamos, que, en cualquier trámite tonto de estos, pierdes una hora para empezar. Si ya digo que el tiempo en China es carísimo…

Si te ha gustado el artículo te invito a suscribirte a nuestro blog para recibir nuevo contenido cada semana. Compártelo con quien creas que puede estar interesado. Si quieres que hablemos de algún tema concreto, propónnoslo. Y, si quieres hacer algún comentario, déjalo por favor más abajo. ¡Bienvenido a compartir tu experiencia!

Puedes seguirnos también en:

www.facebook/hispanoasian

https://twitter.com/hispanoasian

Youtube

Instagram

 

¡Tiembla Córdoba!

Hace unas semanas, haciendo un poco de tiempo antes de meterme en un restaurante para celebrar un cumpleaños, me paseé por las tiendas en torno a un centro comercial. Mi idea inicial era meterme en el supermercado, pero al ver las colas que había para pagar… decidí no arriesgarme, no fuera a gustarme algo y llegar tarde o tener que dejarlo.

El caso es que entré en una tienda muy parecida a las de otras 2 cadenas. Tienen productos para casa: de tocador, toallas, bolsos, maquillaje, papelería, complementos para móviles… y precios baratos. La primera cadena que empezó esto era, supuestamente, japonesa. Luego se supo que eran unos chinos que habían abierto una tienda o dos en Japón, pero su expansión era puramente en China. A muchos extranjeros les gustan los productos por su presentación, calidad y precio.

Son unas tiendas muy, muy apañadas para comprar regalos de navidad, por ejemplo. Vi unas cuantas cosas que me gustaron, pero hubo una que me dejó… de piedra, no, de mármol. Tanto, que, sin planes de comprar, sólo de mirar… me la compré, de muestra, para escribir este artículo. Era una cucharilla dorada.

filigrana-china-mundo-ojo-prohibiciones
la cucharilla que compré

Hace unos pocos años, por Navidad, descubrí un puesto de filigrana cordobesa en una especie de feria en Gijón (Asturias). Una caseta junto a otras de distintos artesanos y productos. La cordobesa la llevaba una señora que había ido con el marido, pero la artesana era su hija, y tenía cosas muy bonitas en oro y plata. Yo me acabé comprando 2 pares de pendientes en oro y con la idea de visitar Córdoba y su barrio judío.

Este es uno de los pares que me compré.

fomración para empresas engocios en China
pendientes de filigrana cordobesa en oro

Y esto es lo que me encontré en la tienda china. No es igual, pero… parecido. Creo que sigo traumatizada.

formación a empresas negocios en China o con China misiones comerciales agendas
comparativa entre la filigrana cordobesa y la de la cucharilla china

El caso es que, mirando de cerca, no son iguales (menos mal) pero se parecen mucho. Así que, después de la experiencia hice una búsqueda en internet.

En Google, me di cuenta de que no sólo hay filigrana cordobesa, supuestamente de origen árabe, también en Colombia, por ejemplo. Supongo que viene de la herencia árabe, que pasó a España y luego a América. Sin embargo, según este artículo portugués la filigrana nació en Mesopotamia, de donde pasó a Europa (Grecia y Roma) y luego ya a Extremo Oriente. En la península ibérica la filigrana recibió nuevos patrones árabes que la actualizaron. El artículo es muy interesante.

Pero lo que me ha llamado la atención es que, en las imágenes, la filigrana sea, en google, sobre todo, de papel (quilling), pero no de papel recortado, una técnica china muy extendida allí, sino haciendo rollitos. Otra manera entretenida de hacer manualidades. Nunca te acostarás sin haber aprendido algo nuevo.

En Baidu encontré poca cosa y no relevante (buscando en español), pero allí di con una web mejicana que hacía piezas precolombinas en joya y que tiene una colección de filigrana. Bonito, bonito.

formacion a empresas sobre negocios en China agendas misiones comerciales
búsqueda en baidu de “filigrana”

Sin embargo, en Alibaba sí que aparecían piezas de filigrana que se vendían más al por mayor, como corresponde a un marketplace. Luego comento mis conclusiones…

formación a empresas negocios en China agendas comeriales visitas y misiones de negocios
resultados en Alibaba buscando “filigrana”

Y luego he ido pensando… en Portugal también tienen sus filigranas, muy típicas con el corazón de Viana (do Castelo) sobre todo.

formación empresas negocios en China europa
corazón de viana en filigrana portuguesa

Al final he acabado recordando mi estancia en Marruecos y los trabajos de orfebrería que también tienen competencia china, como expliqué en “la expansión china en Marruecos”.

También he acabado encontrando un artículo de la CCTV china donde habla de la filigrana de oro en Cerdeña (aunque las fotos me recuerdan más a lo de Marruecos que a la de España y Portugal, por ejemplo).

Otra búsqueda en google de filigrana china da unos resultados estupendos, aunque de diseño diferente. En Ebay se pueden encontrar cosas maravillosas a precios que no son de derribo. De la filigrana japonesa casi no sale nada.

Mis conclusiones

Aunque el gobierno chino quiera aumentar el valor de sus exportaciones, subiendo en la cadena de valor, invirtiendo en I+D y apoyando con sus iniciativas del Made in China 2025 todavía es una fuente de productos baratos que se venden al por mayor. China tiene de todo. En ocasiones, demasiado, y necesita darle salida.

Ya no se trata de que China tenga mucha materia prima que quiera vender, se trata de que hay muchas empresas subvencionadas para que tengan empleados que no necesitan, calentando el asiento, haciendo tareas que pueden hacer robots, porque la gente necesita un trabajo y comer. Así que en Alibaba aparecen empresas ofreciendo anillos en filigrana de “oro” de 3 a 6 dólares con diamante antiguo en pedidos mínimos de 30 unidades, o anillos con diseño Art Decó en filigrana, de 5 a 11 dólares con pedidos mínimos de 50 unidades. También se pueden comprar brazaletes para bodas árabes de 1 a 5 dólares, con un pedido mínimo de 5 docenas. Y te lo ofrecen en español.

También hay webs que te regalan el producto y sólo pagas uno o dos euros de gastos de envío. ¿De qué viven esas empresas? De vender no, pero de subvenciones por vender, por tener x empleados, la devolución del iva… por tener amigos funcionarios, por untar a alguno, por lo que sea… sí.

En el artículo sobre la expansión china en Marruecos decía que llegaba multitud de “artesanía” o textil “marroquí” desde China. Lo mismo que la globalización hizo que muchas empresas occidentales mudaran a China su producción y se perdieran puestos de trabajo no competitivos comparados con los chinos en cuanto a costes, conflictividad, volumen, etc., ahora muchas empresas chinas pueden copiar los diseños de nuestras empresas para vendernos el producto más barato. También copia el diseño de productos alimentarios para venderlo en China o fuera, porque creen que es un buen negocio. Sin complejos. ¿Bodas árabes en Alibaba? ¿Por qué no? China llama a eso cooperación en sobrecapacidad, en la suya. Nosotros le compramos eso que tiene que producir para tener a su población contenta.

Así que… puede llegar el día (si no ha llegado ya, pero no lo he visto) en que no solo nos manden filigranas “árabes” o textil nuestro, puede que nos envíen filigrana cordobesa o portuguesa, o colombiana made in China.

A nuestras empresas les tocará invertir en su formación y productividad, en marca, y a nosotros como consumidores proteger a nuestros artesanos y productores, que conocen lo que hacen, lo aman y respetan y mantienen un know-how que es nuestro patrimonio intangible. A todos nos gusta comprar barato, pero lo barato nos puede salir muy caro. Lo que nosotros hacemos también puede acabar viniendo de China. Cuando las barbas de tu vecino veas pelar…

Si quieres leer algo más sobre la filigrana, lo encontrarás aquíaquí y aquí.

Si te ha gustado el artículo te invito a suscribirte a nuestro blog para recibir nuevo contenido cada semana. Compártelo con quien creas que puede estar interesado. Si quieres que hablemos de algún tema concreto, propónnoslo. Y, si quieres hacer algún comentario, déjalo por favor más abajo. ¡Bienvenido a compartir tu experiencia!

Puedes seguirnos también en:

www.facebook/hispanoasian

https://twitter.com/hispanoasian

Youtube

Instagram

La promoción de las empresas chinas

Hace pocas semanas me invitaron un sábado por la tarde noche a asistir a una “actividad” al día siguiente en el otro lado de la ciudad, más lejos, difícil. En China, se llama “actividad” (活动,huódong) a los eventos. No entendí muy bien de qué se trataba, pero me interesaba encontrarme con mi anfitrión y tenerle contento, así que, como además me invitaban a comer y tenía que estar allí a las 11 y media… tocó madrugar para llegar a tiempo.

A lo largo (y tan largo) del día, me fui enterando de qué iba todo (más o menos). Una empresa del sector de la óptica que buscaba franquiciados y presentaba varias opciones de unirse al negocio.

A mí me pusieron entre los VIPs, había venido a China para ver cómo hacen las cosas, según parece. Se trata de que los que asisten crean que todo es muy importante y una gran oportunidad de negocio.

formación empresas negocios en China reuniones empresas
esto se pone para el evento y se devuelve al final

Así que llegué, esperé media hora en la oficina/o salón de la empresa (que estaba en un típico edificio donde uno nunca sabe muy bien qué tipo de negocios encontrar) mientras unas mujeres acababan el power point. Iban cambiando algunas cantidades sobre la marcha. No me pareció muy serio, la verdad…, pero como tampoco me ofrecieron invertir…

Nos fuimos a comer a un restaurante allí cerca y luego nos metimos en un hotel, muy chino, al lado. En la sala del hotel teníamos nuestros nombres puestos sobre las mesas, con una rosa de mentira para ponérnosla en la solapa. Al entrar nos dieron una bolsa, con un folleto sobre la empresa y una caja de mascarillas faciales. Un regalo que ¡siempre viene bien! Y nos dieron también un número para un sorteo. No me tocó nada, pero alguien metió después en mi bolsa mascarillas extra. Creo que algún vecino vio que no las iba a usar, y me las pasó.

No sé si los demás invitados tenían regalo. Creo que no. Normalmente lo tienen los que están en las mesas de más adelante, con te o botellín de agua y, a veces, papel del hotel con lápiz o bolígrafo. La gente de más atrás también puede tener un botellín de agua en cada asiento.

El regalo más bienvenido que he recibido nunca en un evento de estos es una batería externa (marca Xiaomi). Fue el más bienvenido porque estaba mirando cuál comprar. Me vino de perlas, aunque la “actividad” no sirvió para nada.

En esta promoción concreta la gente tenía atrás del todo unas mesas con fruta y snacks. Voló todo.

Aunque estuvimos sentados en nuestros puestos pronto, luego nos sacaron a otra habitación cercana “para descansar” hasta que empezara todo. Menudo cambio… para mal. Habitación fría, con algunos fumando, sin asiento para todos… hasta que nos llamaran para ir sentándonos otra vez.

negocios con China empresas eventos misiones comerciales
la experta presumió de ser local

Entre las cosas interesantes, me llamó la atención el discurso de la “experta” que llevaban. Se supone que la señora tenía unos 15 años de experiencia en el sector de la óptica, no recuerdo haciendo qué. Entre las cosas que comentó una fue que ella también era de Hunan y que, a nosotros, los de Hunan, nos gusta bla bla bla… Me parece que eso es algo que les gusta mucho a los chinos, que se lo cuente uno de ellos.

Aunque los chinos no se fían ni de su sombra, el guanxi empieza por lo cercano, el pueblo o ciudad, el colegio donde se estudió, la gente en común, y ciertas referencias. Es un tema a tener en cuenta al intentar construir la historia de una marca en China. Luego ya es otra historia, pero ese es un buen comienzo.

También me llamó la atención su ropa. Se la cambió para el evento público, pero estuvo todo el día con ropa de diseño tradicional chino. Como vemos en la foto, es una señora “mayor” para los estándares chinos (más de 40 años).

Y me recordó lo que me dijo una colaboradora china cuando un día quise salir con un chaquetón que me habían regalado con un diseño muy, muy chino. Que ni hablar. Que cómo se me ocurría. Así viste la gente mayor. Yo no puedo. Tengo que ir “moderna” y “guapa” porque la belleza es lo que se cotiza incluso en los negocios. Así que mi colaboradora también se ha planteado la necesidad de la cirugía estética para un futuro no muy lejano.

Y yo viendo que esta mujer “no cumple” con estos estándares tan chinos… pienso que, me alegro de que no todo el mundo opine lo mismo y haya mercado para tod@s, y que hay muchas diferencias regionales y niveles de expectativas. Claro que, lo que no suple la belleza personal, requiere de encanto y zalamería extra.

eventos en China negocios con China para empresas
baile de jovencitas con tacones, shorts y pompones

Otra cuestión curiosa fue la participación de un grupo femenino de baile. Bailaron 2 piezas, una moderna, con pantalones muy cortos y mucho contoneo, y otra clásica, con vestidos de época y coreografía tradicional. Os pongo las fotos.

Donde yo voy al gimnasio, al lado hay un par de salas de baile donde las chicas, sólo chicas (y un fin de semana vi niños) ensayan. Eso sí, los profesores suelen ser hombres, y me da la sensación de que son todos igual de jóvenes, unos críos. Pero ¡a saber!

formación a empresas negocios con China misiones empresariales
baile de estilo tradicional en la promoción de la empresa china

El caso es que, hasta el día de la actuación, yo me preguntaba para qué querían esas mozas aprender esas coreografías que no eran de discoteca…

Supongo que debe haber muchos más eventos (actividades) de estos y que hay una demanda. Muchas mujeres chinas bailan cada tarde, sobre las 8, en plazas y soportales. Muchas lo hacen sólo por mantenerse activas, como ejercicio, pero cuando se producen inauguraciones en centros comerciales o tiendas, suele haber actuaciones, de bailes o pases de dragones o leones.

Para que te tomen en serio hay que echar la casa por la ventana, con baile, fuegos artificiales o tracas de petardos, flores, azafatas (que también había) y autoridades (había algunos miembros de comités provinciales).

A uno de los que firmó entrar en el negocio (creo que en un nivel alto), le dieron a escoger entre los sobres rojos (hongbaos) pegados en una pared. Le indicaron cuál coger. Estaba lleno de billetes rojos… así que la inversión le salió un poco más pequeña. El quedó contentísimo y la gente expectante.

negocios con china formación a empresas misiones comerciales
ganador de un gran hongbao

Además, también se empezó con juegos, haciendo que la gente masajeara a los de la fila de delante. Lamentablemente, a mi no me masajeó nadie. Entre que los chinos pueden ser muy tímidos y que yo soy extranjera… sólo alguna mujer más lanzada se atrevería conmigo. Pero no la tenía detrás.

Para animar más el asunto, salió una antigua inversora o socia, que estuvo jaleando con cifras y éxitos mientras algunos iban firmando, padres o madres, a veces con el niño a cuestas.

negocios en China experiencia de negocios viajes comerciales
una triunfadora china estuvo animando con su experiencia para que más se les unieran

Se creó un grupo de wechat donde se colgaron fotos y videos, además de enviar algún hongbao para que los más rápidos se lo pasaran a su cartera digital. Siguen mandando alguna cosa de vez en cuando

En fin, no sé lo que durará este negocio y si será fructífero para los que estén metidos en él. Creo que algunos ya consiguieron su objetivo con el lanzamiento recogiendo dinero que quizás empleen en otros negocios.

Sí que recogí constancia gráfica de uno que, al menos al final, se lo pasó en grande, tirado entre el confeti que salió de unos cohetes.

negocios en China eventos de empresas reuniones
éste fue el que mejor se lo pasó, al menos al final

Todos los Vips y compradores posamos para la foto final y nos fuimos a cenar en el propio hotel, básicamente la gente que había invertido, otros que iban con antiguos inversores o clientes que habían tenido problemas de vista y se les había arreglado y los vips. El vino, chino, era bastante malillo en mi opinión. También había baijiu. La comida china no decepciona. Todo fue bastante rápido en la cena. Brindis entre mesas, los apartes de quienes quieren hacer negocios juntos… yo me marché antes de que acabara todo, pero no de las primeras. La verdad es que no es la mejor manera que tengo de pasar un domingo…

Si te ha gustado el artículo te invito a suscribirte a nuestro blog para recibir nuevo contenido cada semana. Compártelo con quien creas que puede estar interesado. Si quieres que hablemos de algún tema concreto, propónnoslo. Y, si quieres hacer algún comentario, déjalo por favor más abajo. ¡Bienvenido a compartir tu experiencia!

Puedes seguirnos también en:

www.facebook/hispanoasian

https://twitter.com/hispanoasian

Youtube

Instagram